Herramientas para preservar la integración en la Pareja

Cuidar, preservar, luchar por una relación de Pareja sana, saludable y por la integración de la misma es una tarea ardua para las relaciones de pareja hoy en día.

Una tarea que exige el trabajo arduo en un 50% de cada uno de los miembros, de un trabajo en equipo, de tener claras las metas y propósitos de la relación, de saber cuáles son las expectativas y si estas son reales o inalcanzables, de conocer los retos que va a vivir y las informaciones necesarias para cada una de las etapas por las cuales pasara su relación.

Una relación inicia con una etapa de noviazgo donde se conocen y se comparten experiencias, para luego pasar si así lo deciden ir al matrimonio donde vendrán etapas importantes, donde el éxito y la perdurabilidad de la pareja dependerá de enfrentar estos retos y de no interponer otros roles primero que el de ser pareja. Por ejemplo conocer los retos, roles cuando llegan los hijos pequeños, cuando los hijos son adolescentes y cuando los hijos se van es decir la etapa de emancipación de los hijos.

Muchas parejas no se mantienen unidas porque durante estas etapas no supieron cuidar y preservar su relación dedicándose solo a ser padres y olvidándose de ser esposos, amigos compañeros y equipo.

Y aquí está el punto principal para preservar una relación y es mantener el rol de pareja por encima de el de ser padres, ya que los hijos en un momento de sus vidas se irán y si no cuidaste a tu pareja cuando los hijos se vayan se encontraran solos dos personas extrañas que se descuidaron el uno al otro.

¿Qué necesita la pareja para preservar la integración?

  1. Definir desde el principio las pautas de relación con los demás: es decir a partir de que están juntos que cambiara en las relaciones con los familiares y amigos. Cuáles son los límites que establecerán, como serán las relaciones con ellos, por ejemplo las visitas, reuniones, si los harán participes de sus decisiones etc.
  2. Enfrentar los conflictos: que surjan conflictos es algo normal en la relación de pareja, por eso es importante más que ignorarlos, evitar conversar o resolverlos, hacerle frente en el momento que se presenten cada uno mostrando una actitud positiva y con la apertura al dialogo y a buscar soluciones.
  3. Manejar el sistema de creencias: muchas veces lo que pensamos y decimos es lo que declaramos de una u otra manera en nuestra vida. Como pareja deben evitar las creencias que son negativas o dañinas para la relación como por ejemplo; esta relación va muy mal siempre tenemos crisis ya sea económica o de desacuerdos, si seguimos así no llegaremos a muchos años juntos. Lo que piensas si es bueno así lo será para la relación, si es malo así también lo será para la relación. Las crisis son normales, tener conflictos también entonces si lo que crees afecta directamente tu relación, comienza por cambiar tu sistema de creencias.
  4. Buena comunicación: apertura al dialogo, y a través de este al buen trato el uno con el otro. Como pareja ser capaz de dar prioridad a conversar cada día sobre ustedes como pareja, a identificar los momentos adecuados para hablar, evitar las discusiones, si en algún momento ambos están muy molestos saber alejarse, respirar y estar tranquilos para luego terminar esa conversación pendiente. Ser capaces de hablar en el lenguaje lo que nos funciona como pareja y lo que no nos funciona como pareja.
  5. Eliminar la Adivinación DEL PENSAMIENTO: cuantas situaciones se pudieran evitar si dejáramos aun lado el deseo de que nuestra pareja adivine lo que pensamos, lo que queremos, deseamos. Por ejemplo que la pareja adivine cuando quiere flores, cuando quiere salir a pasear o cuando quiere y no quiere tener relaciones.
  6. Congruencia: entre lo que se expresa con la boca y lo que dice tu cuerpo. Por ejemplo cuando la pareja le pregunta ¿Estás bien? Y responde que si pero con una mueca de molestia. Esta incongruencia que a veces se presenta en el lenguaje de la comunicación verbal y no verbal es muy importante manejarla y ser consciente de ella.
  7. Escucha sincera y amena: escuchar lo que tu pareja tiene que decir, mostrar interés genuino y no por salir de tu pareja. Mientras lo escuches evita hacer interrupciones o querer imponer tu punto de vista.
  8. Tener un proyecto de vida juntos: Creo que este es uno de los aspectos más importantes a la hora de luchar por preservar la integración de la pareja. Es importante tener claro que quieren hacer, que quieren lograr, cómo lo van hacer, cuando, qué necesitan para lograr esto que se proponen juntos, que hará cada uno de manera persona para lograr que esto que se proponen funcione.

El éxito es un relación de pareja, el lograr la integración de la pareja dependerá mucho de tomar en cuenta estos aspectos pero más todavía de amarse, aceptarse y trabajar en equipo.

3 comentarios en “Herramientas para preservar la integración en la Pareja”

Dejar un comentario

Ir arriba